La comunidad artística de la ciudad se moviliza en solidaridad por la reconstrucción de “area chica”.

En la madrugada del 17 de septiembre pasado, en la sala Área Chica, ubicada en el barrio Hipódromo, se desató un inesperado incendio que la dejó estructuralmente destruida.  Se perdieron muebles, escenografías, vestuarios, equipo de sonido e iluminación –que además eran alquilados por la responsable de la técnica del lugar-. El Espacio funcionó durante cuatro años de forma independiente, autogestionando sus producciones y desarrollando talleres de actuación. Este año se realizaban funciones de la nueva temporada con las obras “Los Siete Cabritos” y “Lo que Ana vio”.

Cuando Daniel “Pollo” Canevaro hacedor del lugar -junto a Julieta Ranno, Federico Aimetta y Olivia Grioni- compartió en su muro de Face book lo sucedido, la reacción de sus amigos y colegas fue inmediata. Armaron un grupo: “Todos al área a meter un golazo” y desde allí se encargaron de convocar y coordinar distintas actividades para recaudar fondos.

La comunidad cultural y teatral platense  activó una red solidaria bajo la consigna “Área Chica somos todos” y en tiempo récord comenzaron a sumarse en la Redes, acciones concretas. El fin de semana pasado, se donaron recaudaciones de obras teatrales, se recolectó dinero en festivales y en diversos espacios culturales alternativos, nadie quiso quedarse afuera.

El próximo fin de semana continúa la movida solidaria, además de la colaboración de los elencos independientes, el viernes 2 se realizarán dos eventos en simultáneo: un Varieté Cultural en Espacio 44 y un evento multidisciplinario en C’est la Vie con músicos invitados, lecturas y dibujos. Mientras que el domingo 4, será el turno de Maratón de Micro relatos, en Casa Leones.

Canevaro comenta que están intentando gestionar, en el Instituto Nacional del Teatro, una línea de subsidios para poder reconstruir el lugar, además tuvieron asesoramiento del Consejo Provincial de Teatro Independiente con el objetivo de obtener algún aporte para la compra de equipamiento.

“Lo que aprendí de todo esto, además de que es una piña fuertísima que duele, es que hay una red que está buenísima que nos contiene y nos da todo esto sin esperar nada. Sólo puedo decir gracias. Gracias a todos”.

 

Fuente: Agencia de noticias en red Andar.

Más información: www.facebook.com/events/894039074038390/

 

Related posts

X